Arequipa

Editorial: El cuidado de los niños

Hacen bien los servicios de serenazgos de los municipios distritales en encargar a personal especializado la protección de los niños que desde el lunes 13 en los planteles públicos y desde principios del mes en los privados, han iniciado el año académico 2017.  Antes había policías para dar servicio de protección a los escolares como también había policía de tránsito cerca de los planteles con alumnos numerosos que cuidaban de la vida y salud de los estudiantes.

14 de marzo de 2017
Editorial: El cuidado de los niños
Fuente de imagen:

Hacen bien los servicios de serenazgos de los municipios distritales en encargar a personal especializado la protección de los niños que desde el lunes 13 en los planteles públicos y desde principios del mes en los privados, han iniciado el año académico 2017. 

Antes había policías para dar servicio de protección a los escolares como también había policía de tránsito cerca de los planteles con alumnos numerosos que cuidaban de la vida y salud de los estudiantes.

En estos tantos había en relación a la policía. Figuraban efectivos que también perseguían a ambulantes y vendedores de droga que se ubicaban estratégicamente cerca de los locales escolares. 

Los serenos están llamados a cumplir una tarea reemplazante de los efectivos policiales y también bien harían los padres de familia en formar grupos de apoyo para proteger a los pequeños.

Lo cierto y decisivo, es que todos debemos hacer algo en favor de nuestros niños y jóvenes, para que no sean víctimas de abuso y mucho menos instrumentos de narcotraficantes o comercializadores de droga que sí existen, y que quieren comenzar a conseguir adeptos entre gente joven que pudiera conseguir drogas prohibidas.

Aquellos que tanto mencionan lo de "no te metas con mis hijos" debieran participar del empeño iniciado para cuidar salud y evitar consumo de lo ilegal.

Los propios colegios tienen la obligación de designar cuadros electos que puedan contribuir a ordenar el tránsito de cada escuela o colegio, protegiendo vidas y ahuyentando a los perversos que se empeñan en vender droga camuflada en puestos de golosineros que siempre son ambulantes y no tienen autorización municipal, ni tampoco la necesitarían porque son ilegales.

 

Proteger a los estudiantes es tarea de todos incluidos sus directores y profesores. También de los padres organizados para que no limiten sus afanes a pedir que no se metan con sus hijos aquellos que pretenden hacerle mal.

 

Compartir

Leer comentarios