Editorial: La necesidades laborales

10 de Marzo de 2017
editorial el pueblo
Fuente de la imagen: 
El Pueblo

Cuando se produjo la anunciada entrevista entre el presidente de los Estados Unidos y el nuestro, se estimaron como probables los tratos que eran motivo de preocupación continental.

Se excluyó el tratamiento del tema Toledo, pero fue una sorpresa para todos, que luego de una entrevista de apenas 15 minutos, el propio Donald Trump afirmar que Perú había tratado de la posibilidad de comprar armas en ese país con una inversión de más de 600 millones de dólares. 
La cancillería peruana ha desmentido la afirmación de Trump y el silencio de Norteamérica es expresivo y no resulta desagradable para el país enterarnos que efectivamente el tema no fue abordado, pues Perú no tiene necesidad de armarse, pues conflictos no tenemos con ningún país vecino y que un gasto semejante significaría renunciar a mejorar los objetivos de gobierno sobre agua y desague para todos los peruanos.
Necesitamos dinero para potenciar educación y salud, atender proyectos viales en general y procurar una reaceleración de nuestra alicaída economía.
Pensar en una compra de armas no tendría una justificación en ningún caso por lo menos hasta que se superen las coyunturas desagradables del presente.
Se sabe sí que mucho del material blindado que tiene el Perú, tiene más de 40 años de servicio, está tecnológicamente atrasado, y de seguro es una preocupación militar el que se renueve.
Pero todo tiene su tiempo y su lugar y ahora no debemos pensar en ello, pues la crisis que nos dejó Humala subsiste, y las perspectivas de superarla no son tan poco favorables en este 2017.
 
El Perú debe invertir en lo que más necesita su población. Queremos que todos tengan agua y desagüe. Luz y caminos. Y después veremos  si ya podemos renovar nuestro parque de armas.
 

Comentarios Web