Arequipa

Abandonan en hospitales a ancianos enfermos

27 de diciembre de 2018

Cada día las personas se deshumanizan más. No es de extrañar que se abandonen mascotas en torrenteras, en avenidas o en otros lugares cuando ya no las pueden cuidar, si incluso son capaces de abandonar a los seres que les dieron la vida, que los criaron, educaron y mantuvieron hasta que se hicieron independientes.

Por: Roxana Ortiz A.
Para muchos hijos irresponsables, el mejor lugar para “librarse de los viejos”, son los hospitales públicos, como si fueran objetos descartables, los que se botan cuando ya no son útiles y a diario en los nosocomios se dan casos como estos.

Pero no se trata de un solo caso, sino de varios a la vez, cuyos pacientes, los mantienen varios días, semanas y hasta meses sin que se presente un familiar a recogerlos, quizá esperando se contagien de alguna enfermedad grave o incurable y que el tiempo haga lo suyo, para olvidarse del problema.

Lo peor de todo, es que estas personas están conscientes de lo que hacen sus familiares con ellos, saben que tienen hijos, nietos, hermanos y también saben que no quieren hacerse cargo de ellos, lo cual debe ser muy doloroso, que en el ocaso de su vida, sean despreciados de esa manera.

En la cama 2 de Medicina Varones del hospital Goyeneche se encuentra Vicente Paredes Robles de 85 años, quien lleva allí 52 días, sin recibir la visita de nadie. Lo encontraron desmayado en la calle y la Cruz Roja lo llevó al hospital, pero nadie pregunta por él.

Don Jesús Honorato Chambi Zela fue trasladado desde San Isidro en La Joya al hospital por sus vecinos, luego de sufrir una descompensación. Dice tener una hija Julieta Chambi, que nunca lo fue a ver. Sus vecinos se han comprometido a conseguir la Partida de Nacimiento para poder tramitar su DNI y pueda acceder al SIS. Lleva varias semanas en el hospital.

Don Jaime Juárez Vargas de 63 años se encuentra en un área de cuidados. Tiene hijos y una exesposa; pero todos se han desentendido. Necesita que sus familiares se aproximen para que puedan hacerle un tratamiento especializado.

Doña Rosa Vilca Bustamante de 72 años fue llevada por sus hijos a un albergue, el cual pagaban para que se hicieran cargo de ella, donde lamentablemente se fracturó un pie. La trasladaron al hospital Goyeneche y se olvidaron de ella. Su salud empeora por estar en el lugar, mientras siguen buscando que su hija ClaudiaTaboada Vilca se acerque para que autorice un tratamiento.

El caso de Johenny Alexandra es también delicado. Ella es una bella jovencita venezolana de apenas 18 años de edad que llegó hace tres meses sola. Sufrió un intenso dolor en la columna que le impidió caminar, así que quien dijo ser su prima, Alicia Peti Rodríguez, la llevó al hospital y nunca más se hizo cargo de ella, a pesar que dijo se iba a hacer responsable.

Esta jovencita ya ha sido dada de alta hace una semana, pero no sale del hospital porque no tiene dónde ir y necesita un albergue temporal mientras hace sus terapias de rehabilitación de manera externa para que pueda volver a caminar. Lamentablemente la supuesta prima se quedó con todas sus pertenencias y hasta con su cédula de identidad. El hospital la ha considerado como indigente, por lo que no le cobrará la atención. El inconveniente es que la joven está hospitalizada en un área donde puede contraer un virus intrahospitalario que podría afectar su salud.

Un drama mayor es el que vive otra ciudadana venezolana, Evelyn Delgado, quien tiene a su esposo enfermo, a quien probablemente deban operar, pero no acceden al SIS. Ella ha tenido que dejar de trabajar para atenderlo y evitar que la herida abierta que tiene se pueda infectar, por lo que necesita de la ayuda que le puedan hacer llegar y salir de este trance, porque además tiene a dos niñas. El apoyo lo pueden hacer llegar al teléfono 918287031.

Compartir

Noticias Relacionadas

Leer comentarios