Arequipa

Defensa Civil reporta 300 viviendas afectadas por lluvias en la ciudad

9 de febrero de 2019
Lluvias cayeron con más intensidad en la zona oriental.

Los distritos de la zonas oriental fueron más afectados con lluvias del jueves.

Las lluvias de la noche del 7 y madrugada del 8 de febrero dejaron cerca de 300 viviendas afectadas, además de un incremento de las aguas del río Chili, debido a que la represa de Aguada Blanca llegó a su máxima capacidad.

José Vásquez Allasi, subgerente de Gestión de Riesgo y Desastre de la Municipalidad Provincial de Arequipa (MPA), luego de una inspección en algunos puntos de peligro en la ciudad, informó que las principales afectaciones que causaron las lluvias fueron: ingresó de agua a viviendas, interrupción de algunas vías, atoros de desagües y problemas con el servicio de electricidad en diferentes puntos.

“Nosotros tenemos un impacto en la zona sur oriental, estamos hablando de Polobaya, Pocsi, Mollebaya, Yarabamba y Quequeña. Y, también los metropolitanos como es Paucarpata, Mariano Melgar y Chiguata en donde se ha producido lluvias”, indicó.

El especialista informó, además, que en el reporte no se detectó personas heridas o que haya fallecido producto de incidentes relaciones con la lluvia.

Vásquez, muy temprano en compañía del alcalde de Arequipa, Omar Candia, realizó una visita a algunos puntos de peligrosidad de la ciudad, entre ellos “El puente de fierro”, en donde se identificó que las bases del pontón aparentemente se encuentran con daños estructurales, y para lo cual dijo el subgerente se iniciará una evaluación. La quebrada “El chullo”, en donde se identificó que no existe inconveniente alguno debido a un encauce realizado en una gestión anterior de la comuna. Y, una visita a la ribera del río Chili debido al incremento del volumen de agua.

Al respecto, el técnico informó que la Autoridad Autónoma de Majes (Autodema), realizó una descarga de 44 metros cúbicos por segundo de agua incrementado el caudal a 70 metros cúbicos por segundo desde la tarde de ayer, cerca de las tres de la tarde. Aunque la cifra es, relativamente, considerable Vásquez indicó que la capacidad del afluente es de 250 metros cúbicos por segundo.

“Existen zonas de riesgo, en donde evidentemente no hay muros de contención. Aguas abajo, el colegio Juana Cervantes, que es susceptible que se pueda salir el agua por esta zona. Tenemos identificadas mil familias en toda la zona de la ribera, pero depende del escenario. Por ejemplo si hay un ingreso de 4 mil 500 metros cúbicos por segundo o si se rompen las represas, serían 30 mil metros cúbicos por segundo, por eso la peligrosidad varia”, indicó

Entre las recomendaciones otorgadas por el área especialista se pueden nombrar: No detenerse a mirar el incremento del río. No cruzar los puentes o badenes en donde el nivel de líquido bordee los pasaderos. Ante cualquier emergencia acudir inmediatamente a las áreas especializadas, Defensa Civil, Bomberos o Cruz Roja.

Compartir

Leer comentarios