Arequipa

Editorial: Seguimos orgullosos de la selección

22 de junio de 2018

La selección peruana de fútbol, que ayer fue eliminada de campeonato mundial de Rusia, no deja de ser motivo de orgullo para todos los peruanos.

No solo por lo que hizo en el deporte, devolviéndonos el honor de participar en un torneo mundial, tras 36 años de ausencia, sino por lo que significó como causa de unidad nacional, de amor por el Perú, y por el afecto que gente de toda condición le brindó.

En momentos en que Perú evidencia estar en trance difícil por lo que sucede en la economía y en la política, ellos demostraron ser capaces de unificar a su alrededor el pasado, el presente y el futuro de un país, capaz de estar por encima de sus problemas y de mirar hacia mejor destino.

Nunca nadie antes de ahora lo habría logrado y hay que reconocer el mérito de que en lo deportivo han sembrado la semilla de éxitos futuros, invitando a que el Estado y los privados pongamos un empeño especial en formar cuadros nuevos y juveniles en procura de alcanzar un lugar de honor en los próximos certámenes mundiales para los que sin duda tenemos que prepararnos.

Jugaron como buenos, y se entregaron a la causa nacional con cariño y con comprobado afán de hacer bien las cosas y de ser ejemplo. Eso nadie podrá discutirlo y bien merecerían mejor suerte en lo deportivo por lo que habían hecho, por sus creencias patrióticas y por sus afectos fraternos.

Lo otro, lo del ejemplo para con el país, para que se termine con las rencillas menudas y la disputa por intereses bastardos, es otro galardón que se suma a los que lograron al permanecer invictos durante toda la campaña preparatoria al mundial, comportándose siempre como caballeros y señores.

Cuando vuelvan nuestros muchachos de su gira por Rusia, escucharán los mismos aplausos y elogios que cuando se fueron. Puede haberlos acompañado un poco de mala suerte, pero nadie podrá decir que renunciaron en algún momento a su condición de liderazgo en procura de lograr la unidad de los peruanos.

La selección peruana de fútbol podrá haber perdido un lugar de más honor en el mundial de Rusia, pero seguirá siendo un orgullo y un ejemplo para todo el quehacer de los peruanos.

Compartir

Leer comentarios