Arequipa

Plan peruano podría disminuir la corrupción en 10 años

5 de octubre de 2018

A los ojos del mundo el Perú es uno de los países con mayor corrupción. El pago de sobornos es una práctica común que termina por desestabilizar el aparato de gobierno. Sin embargo, las nuevas medidas que el Ejecutivo implementó, como es el plan nacional anticorrupción, podrían terminar por quitarnos esta carga pesada.

Manuel Villoria Mendieta, catedrático de la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid, explica que el plan de lucha contra la corrupción que aprobó bajo Decreto Supremo la Presidencia Consejo de Ministros (PCM) está bien elaborado y es bastante ambicioso.
“Se hizo un diagnóstico que no está mal, pero ese plan necesita mucho dinero, energía y continuidad. Sin eso al final es como empezar de cero”, señaló.

Para el especialista en temas de corrupción, el plan del gobierno podría reducir la corrupción a los niveles de los países avanzados.
“En primer término no hay ningún país que no tenga corrupción, hasta los más desarrollados la tienen, pero la diferencia es que son países que iniciaron con políticas frontales hace muchos años atrás y crearon estamentos para combatirla”, señaló.

En algunos estudios realizados por la universidad española y otras instituciones, los países europeos presentan 1 o 2 por ciento de entrevistados que dicen que recibieron un soborno en los últimos meses, en cambio en países como el Perú esa estadística llega a 15%, 18% o 25%, lo que hace pensar que el pago de sobornos es una práctica natural.

“Es un estudio con cientos de medidas, nuestra investigación en Europa nos dice que si usted se centra solo en algunas medidas no le sirve de nada. Se tiene que ir atacar todos los pilares del sistema”, explicó.

Por ejemplo, en Perú se debe intervenir al Poder Judicial, a las empresas privadas y públicas, a los partidos políticos y pedir ayuda a los medios de comunicación. Para Villoria, si se ataca individualmente solo se solucionará por un momento la corrupción, pero con el cambio de liderazgos se volverá a caer en lo mismo.

PLAN DE INTEGRIDAD
El plan de integridad es el documento para luchar contra la corrupción, tiene una gran cantidad de medidas para reforzar la independencia del Poder Judicial, mejorar la calidad de los jueces, transparentar y controlar los conflictos de intereses del Poder Legislativo e intervenir a los partidos políticos. En pocas palabras todo debe ser medido.

Villoria explicó que en el tema de los partidos políticos lo más importante que se tiene que hacer es prohibir las donaciones anónimas y conocer de dónde viene el dinero, quien se lo dio, establecer límites de aportaciones, cancelar o regular la donación de empresas privadas, entre otros puntos

“Esto implica que el Estado debe financiar a los partidos políticos con fondos públicos para que no dependan tanto del sector privado. Segundo, debe haber límites. Por ejemplo: no pueden dar más allá de 50 mil soles o lo que sea”, dijo.

Los países menos corruptos suelen ser los nórdicos de Nueva Zelanda y Australia, luego están los europeos del norte, como Suecia, Holanda, Singapur, Dinamarca y otros. La razón de sus bajos índices se debe a tienen sistemas muy antiguos contra la corrupción, empezaron mucho antes a tomar medidas. Además de tener una sociedad muy bien formada con valores bastante exigentes.

DATO
“Ante cualquier situación no ética de un gobernante elegido lo echan a la calle. La sociedad es muy importante. En Dinamarca, por ejemplo, una funcionaria compró caramelos con la tarjeta del ministerio donde trabajaba por error y por eso dimitió al día siguiente”, dijo.

Compartir

Leer comentarios