Arequipa

Proponen uso de bicicletas para descongestión vehicular

12 de febrero de 2019
En una primera etapa se implementarán ciclovías en el Centro Histórico.

Gestión de Omar Candia plantea impulsar ciclovías empezando por el Centro Histórico.

Por: Roy Cobarrubia V.

En las grandes ciudades del mundo las ciclovías se han convertido en un método efectivo para la reducción del uso de vehículos, descontaminación y mejora de la salud de sus habitantes. Países como Bélgica u Holanda han creado políticas e iniciativas que a través del tiempo han logrado calar en la ciudadanía que ha preferido usar métodos de transporte ecológicos y más eficientes como la bicicleta.

En Ámsterdam, la creación de ciclovías produjo que las bicicletas superen en número al automóvil, según un informe del diario británico The Guardian las bicicletas, como medio de transporte, bordean los 881 mil, mientras que el auto llega a bordear las 263 mil unidades. Producto de esta cifra y en un ejemplo de uso racional de los espacios, los canales que cruzan esta ciudad se convirtieron en estacionamientos. Otro caso, según la fuente referida es Amberes (Bélgica), en donde entre 1931 y 1933 se hizo un túnel que conectaba el casco antiguo con los barrios nuevos de Amberes, denominado “El túnel Santa Ana”, un viaducto de 32 metros bajo tierra, y por debajo del río Escalada. En él pueden circular peatones y ciclistas.

Arequipa, en ese camino de modernidad, protección del patrimonio y del medio ambiente pretende a través de la Gerencia del Centro Histórico de Arequipa, dirigida por William Palomino, poner en marcha arterias de ciclovías utilizando las vías actuales y mediante la reducción de vehículos en la zona patrimonial a través del plaqueo de automóviles.

“Uno de los aspectos del Centro Histórico es la articulación en todas sus modalidades, pues actualmente la zona patrimonial tiene un sistema roviario tanto público como privado, pero allí hay algunos espacios que se han venido incorporando como el peatonal en el que está toda la macromanzana, y lo que falta es un sistema intermedio que pueda permitir darle dinámica y velocidad a la ciudad porque el vehículo va a 30 kilómetros por hora y las personas van a 5 por hora y podemos modelar la ciudad para que vaya a 15 por hora que viene a ser la bicicleta”, dice Palomino.

De esta manera la bicicleta, un móvil creado en 1817 por el barón alemán Karl Christian Ludwig Drais von Sauerbronn, puede ser la solución, en parte, a viajar como sardinas en buses o a la contaminación de la zona patrimonial en donde de acuerdo a la Autoridad Regional Ambiental las emisiones de monóxido de carbono llegan anualmente a las ocho mil toneladas.

Palomino, en una aplicación del Plan Maestro del Centro Histórico de Arequipa (Plamcha), aprobado en el 2018 por el Ministerio de Cultura, pondrá en marcha la implementación de las ciclovías mediante la Subgerencia de Circulación Vial, a través de estudios de movilidad peatonal y vehicular.

“Ya tenemos el anteproyecto para ser entregado al Instituto Municipal de Planeamiento y pueda revisar la importancia de poner en marcha las ciclovías”, indica el gerente del Centro Histórico de Arequipa.

El Plamcha propone dos ejes para bicicletas, uno de este a oeste en el que contempla el uso de Jerusalén – San Juan de Dios, y Santa Catalina – La Merced, como opciones para luego unirse con los dos extremos y lograr articularse con las vías de carácter metropolitano, por el lado norte con la Av. La Marina y Juan de la Torre. Mientras que al sur se contaría con la Av. Salaverry. Estas vías de sección más amplia son las que se unen con el resto de la ciudad.

Para el técnico, Santo Domingo con Bolognesi, la calle Puente Grau con Ayacucho pueden ser algunos de los principales ejes por donde pasarán las ciclovías.
La metodología que plantea el Centro Histórico es que los peatones puedan realizar cambios, es decir llegar, hasta un

punto en automóvil o bus y cambiar por el uso de la bicicleta. Palomino incluso plantea que este cambio puede generar negocios o emprendedurismos a través del alquiler de bicicletas de un punto a otro.

“Un canal natural que se ha creado puede ser Santo Domingo, Calle Nueva, Octavio Muñoz Nájar, Paucarpata, ese podría ser en el futuro la gran ciclovía y felizmente la mayoría de secciones viales son generosas en términos de la posibilidad de implementar una ciclovía”, señala el técnico.

Para la puesta en marcha de este proyecto el Centro Histórico planea desarrollar que las vías sean reducidas. Por ejemplo, San Francisco, Santa Catalina, San Francisco o La Merced la sección vial de la vereda permitiría incorporar secciones para la bicicleta. Según la primera propuesta planea que se destine un metro cuarenta para la bicicleta, e incluso un metro sesenta, esto sería en doble sentido. Es necesario señalar que el metraje de una vía es de dos metros ochenta, es decir que pretenden reducir el número de metraje de la calle a un solo carril.

“En ese estudio ya se ha resuelto ello, en algunos casos se va a estrechar y se reduciría a un espacio para un vehículo, por ejemplo, la cuarta y quinta cuadra de La Merced soporta hoy hasta tres vehículos, pero con la propuesta será menos”, señaló el gerente.

Esta propuesta está acompañada por el plaqueo que propone reducir el número de vehículos al centro de la ciudad, permitiendo así que el flujo vehicular, cerca de 30 mil vehículos, sea menor y se permita así el ingreso de una nueva modalidad de transporte, la bicicleta.

“El tema del plaqueo ya ha sido estudiado, incluso existe una ordenanza que se sacó en el 2015 y no se aplicó plenamente, y allí decía que el plaqueo estaba determinado por días y por ciertos números. Esto puede ser interesante, pero debe estar acompañado de nuevos sistemas como la ciclovía”, señaló.

Compartir

Leer comentarios