Arequipa

Docentes de provincia se vuelven conductores de programa de TV para interactuar con alumnos

22 de julio de 2020
Creatividad al momento de enseñar a los pequeños.

En vivo responden interrogantes de estudiantes.

Ante una problemática siempre nacen las buenas ideas, y eso demuestra un grupo de docentes de colegios rurales que se volvieron presentadores de televisión para acercarse más a sus estudiantes y reforzar la estrategia Aprendo en Casa que se transmite a nivel nacional por radio y televisión del Estado.

Antes del internet y las redes sociales, la televisión era el medio de comunicación con mayor llegada a los niños y adolescentes. En las ciudades los menores pueden darse el lujo de contar con celulares, Tablet o computadoras portátiles para desarrollar sus clases que ahora por la pandemia son virtuales, pero en las zonas rurales donde la conectividad es deficiente y hay pobreza, los menores dependen de la televisión y la radio para poder educarse.

Como el inicio del año escolar 2020 en Perú, programado para el 16 de marzo, fue suspendido por la cuarentena a causa de la COVID-19, las autoridades se vieron obligadas a continuar con la educación de los estudiantes de forma segura, y sin clases presenciales, para ello, el Ministerio de Educación (MINEDU) creó un programa educativo llamado Aprendo en Casa, con la finalidad de que los alumnos desarrollen el año escolar mientras se cumple el aislamiento social.

El lanzamiento del programa fue el 6 de abril por TV Perú y generó críticas al estar conducido por actrices pues se cuestionó que no fueran docentes los que estuvieran frente al espacio dirigido a la educación de los niños. Ahora los espacios cuentan con participación de docentes que hacen aportes a los temas que se desarrollan.

En las zonas altas de la región, alejadas de la Ciudad Blanca, el panorama se pinta más difícil para los escolares, pues en sus poblados no llega la señal de la televisora estatal. Por ello varios centros poblados se han valido de otros canales y radios para retransmitir el programa Aprendo en Casa.

Si bien la estrategia del Gobierno, permite que los estudiantes desarrollen contenidos, la interacción inmediata es nula. Es así que un grupo de docentes que viven y enseñan en la provincia de Condesuyos, decidieron acercarse más a sus estudiantes.

En el distrito de Iray, los docentes debutaron como conductores y dictan clases en un programa de televisión denominado Trabajando por la Educación que complementa a la estrategia Aprendo en Casa.

En el pequeño estudio de televisión cuentan con un celular con línea abierta para que los alumnos timbren e inmediatamente los docentes devuelven la llamada para generar interacción. Asesoran y absuelven las dudas de los educandos.

Esta iniciativa es desarrollada por la Unidad de Gestión Educativa Local – UGEL Condesuyos y la Municipalidad Distrital de Iray, a cargo del alcalde Adolfo Urday Manchego, que instaló las antenas de televisión y radio.

El director de la UGEL Condesuyos, Narciso Ramírez, destacó el compromiso de los docentes del Iray al haber asumido un reto diario de llegar a los hogares de sus estudiantes mediante un medio seguro pero efectivo en esta cuarentena.

Perder el miedo a las cámaras fue un primer desafío que ya superaron los profesores Edgar Valdivia Cárdenas, Nadia Rodríguez Díaz, Elmer Luque (UGEL) y Lizeth Manchego Díaz, a cargo del programa Trabajando por la Educación.

Además de preparar sus clases los docentes se reúnen para coordinar el contenido del programa, incluso haciendo de camarógrafos. El respeto de la sana distancia y el uso de mascarillas es obligatorio en las reuniones para evitar contagios.

Aunque se han implementado acciones como el programa de televisión y la instalación de antenas para mejorar la recepción de la señal de televisión y la radio, en Condesuyos hay una brecha de 15 alumnos no contactados que no acceden a la educación y otros 110 que al no tener acceso a la TV y radio son atendidos por los maestros itinerantes que van a las comunidades alejadas para llegar el material de trabajo a los niños.

DATO

En esta provincia hay 70 instituciones educativas, que prestan el servicio educativo a 3 mil 500 estudiantes. Hasta la fecha no se ha detectado ningún caso de la COVID-19 entre los docentes y alumnos de esta jurisdicción.

Compartir

Leer comentarios