Economía

¿Qué tener en cuenta para elegir la cobertura de seguro ideal para mi auto?

7 de diciembre de 2018

Resulta llamativo que en un país como Perú en el que, según los últimos informes de la Asociación Peruana de Empresas de Seguros (APESEG), ocurren casi veinte mil robos de automóviles al año y en el que, también, se producen cerca de noventa mil accidentes de tránsito anuales sumado a que los siniestros cuestan en promedio un monto cercano a los mil dólares, solo el veinticinco por ciento de los carros que componen el parque automotor tengan un seguro de auto.

Los números hablan por sí solos, pues, contar con un seguro vehicular que responda ante los diferentes imprevistos que pueden suceder cuidando de esta forma nuestro patrimonio, se vuelve un tema relevante que nos lleva a analizar qué es lo que debemos tener en cuenta al momento de elegir la cobertura ideal entre las que podemos encontrar, a grandes rasgos, las siguientes:

  1. Responsabilidad Civil: Si contrata una póliza que solo contempla esta protección, lo que estará adquiriendo será algo muy similar al SOAT obteniendo protección ante los daños físicos y/o materiales que pueda ocasionar a terceros a partir de un incidente con su automóvil.
  2. Pérdidas totales: Sumada a la cobertura de responsabilidad civil, este tipo de seguro ofrece respuesta ante los daños totales causados por un accidente y, también, por el robo del automóvil. En estas situación, la aseguradora procederá a efectuar una indemnización equivalente, en la mayoría de los casos, al valor del mercado del carro.
  3. Contra todo riesgo: Como su nombre lo indica, el automovilista que adquiera este nivel de cobertura estará protegido ante todo riesgo, lo que quiere decir que el seguro responderá por los daños producidos a los demás, por las pérdidas totales y, a su vez, por los daños parciales producto de casi cualquier tipo de siniestro.
  4. Apoyo legal y asistencia vial: Estos son servicios que las compañías incluyen sin costo adicional en sus pólizas para cualquiera de sus coberturas, por lo que, siempre contará con los mismos sin distinción del producto que contrate.

Entonces, para determinar qué nivel de cobertura precisamos para cubrir correctamente nuestras necesidades, es preciso analizar en qué situación nos encontramos como dueños de un carro prestando especial atención a las siguientes variables:

  1. Lugar de residencia.

Las cifras muestran que la mayor cantidad de accidentes de tránsito ocurren en las ciudades, pues, de los casi 90 mil incidentes ocurridos el año pasado, cerca de 85 mil tuvieron lugar en zonas urbanas, a su vez, el Ministerio de Transporte y Comunicaciones (MTC) informó que las cuatro regiones en las que se registraron más incidentes fueron Arequipa, Puno, Lima e Iquitos.

Con respecto a los índices de robos de coches, estos también son importantes de observar al momento de elegir un seguro, ya que, por ejemplo, si se vive en Lima y más específicamente en distritos tales como Los Olivos, Los Chorrillos, San Martin de Porres o San Juan de Miraflores que son los sitios en los que más hurtos de carros suceden según datos de La Dirección Nacional de Protección de Vehículos (DIPROVE), seguramente lo recomendable sea contratar una buena cobertura contra robos y hurtos.

  1. Las causas comunes de accidentes.

Más allá de que usted puede ser precavido, contar con experiencia y cierta habilidad para el manejo, no se encuentra a salvo de los errores cometidos por los demás, ya que, tal como informa la Superintendencia de Transportes (SUTRAN) un porcentaje cercano al 85% de los accidentes vehiculares suceden por factores humanos, sumado a esto, desde la División de Prevención e Investigación de Accidentes de Tránsito confirman que la imprudencia de conductores y peatones son las dos causas principales de los incidentes automovilísticos que suceden en nuestro país.

En definitiva, no solo debe tomar en cuenta su capacidad como conductor, sino que también, es bueno comprender que no circula solo en la calle y que el comportamiento de los demás al volante también puede traerle consecuencias negativas que una buena cobertura de seguro le ayudará a solucionar.

  1. Frecuencia y días de uso del vehículo.

Es de esperar que aquel que utilice su automóvil para sus traslados diarios tenga mayores probabilidades de sufrir un siniestro que el que le da un uso más especiado, pues, mientras mayor es el tiempo que pasa en la calle manejando, mayores son también los riesgos de experimentar un percance.

Basándose en estadísticas, en este caso nuevamente de APESEG, en las que vemos que la mayor cantidad de accidentes ocurren los días lunes, jueves y viernes, puede concluir que corre más riesgos de siniestro si utiliza el automóvil para ir y volver del trabajo o, por ejemplo, para llevar a los niños al colegio, que si lo suele utilizar más los domingos para pasear con la familia que es el día que muestra menos cantidad siniestros.

  1. Donde guarda el coche.

Claro que un carro que pasa las noches en la calle tiene muchas más posibilidades de sufrir robos y hurtos que uno que es guardado en parqueadero o garaje. En el primer caso, se está muy expuesto a robos, ya que, la mayoría se perpetran cerca de las 10 pm tal como expresó la DIVPIRV perteneciente a La Policía Nacional del Perú.

A su vez, los automóviles que duermen fuera también se encuentran más expuestos a daños por vandalismo, por lo que, para quien se encuentre en esta situación, le convendrá a priori, optar, entre las distintas coberturas  de seguro de autos por aquella que lo cubre contra todo riesgo.

  1. Las características del automóvil.

Con respecto a la antigüedad del carro, puedo decir que para los que son cero kilómetros  la elección se torna más sencilla, puesto que, ante una pérdida total la compañía realizará una indemnización para comprar un auto igual, sin embargo, a medida que transcurren los años el valor del coche va disminuyendo y la cuota del seguro contra todo riesgo se torna muy elevada en relación al monto de indemnización ante una pérdida completa y a los costos de reparación del vehículo en caso de daños parciales. Por este motivo, los especialistas recomiendan que para los modelos con una antigüedad mayor a los cinco años es conveniente una cobertura de menor alcance que se corresponda con el valor de la unidad.

Otro punto, es el tamaño del vehículo, pues, mientras más grande es este más costoso es el seguro porque en un accidente puede causar, en probabilidades, daños más importantes que uno pequeño. Una conclusión que puede obtenerse sobre este dato es que si es dueño de un vehículo grande como lo es una camioneta, un seguro con una cláusula de responsabilidad civil que establezca indemnizaciones amplias resultará recomendable para protegerse de las consecuencias de los daños a terceros.

Recomendaciones finales.

Los citados son algunos de los factores que debe analizar antes de elegir el seguro para su auto pudiendo sacar conclusiones útiles como por ejemplo saber que si vive, supongamos, en el distrito de Los Olivos, una buena cobertura contra robo será fundamental, ahora bien, si reside en zona rural puede concluir que el seguro que comprende cobertura por daños materiales parciales resulta demasiado para un sitio en el que los accidentes viales son pocos en comparación a los sucedidos en las grandes ciudades. O si transita diariamente por Lima y, a su vez, no cuenta con garaje, sabe que corre grandes riesgos de ser víctima de robos, hurtos y vandalismo. En definitiva, queda en usted sacar las conclusiones que le permitan elegir la cobertura de seguro ideal para disfrutar de conducir su auto sabiéndose adecuadamente protegido.

Por último, solo me queda decirle que ponga especial atención a cuáles son las cláusulas de la póliza del seguro de auto, pues, en ocasiones se contrata la cobertura sin tener bien en claro ante que se está cubierto y ante qué no y hasta qué montos, de esta forma evitará malos entendidos con la aseguradora en momentos de estrés como son los vividos en siniestros que afectan a un bien tan preciado y que le llevó un esfuerzo conseguir.

Compartir

Leer comentarios