Editorial

Editorial: Arequipa no necesita más taxis

Por elpueblo / 15 de marzo 2019

En el Municipio Provincial existen dudas y conflicto interno entre el alcalde y mayoría de regidores para aceptar solicitud de muchos conductores de vehículos que quieren hacer servicio público como taxistas, lo que supondría reabrir el Setare y ampliar la cobertura de automóviles de servicio colectivo.

Según parece el señor Alcalde Provincial ve con buenos ojos esta posibilidad, destinada básicamente a evitar el problema social que significaría una respuesta negativa, pero no son pocos los regidores que están en desacuerdo en base a estimaciones de que tenemos demasiados taxis en relación al número de pobladores que tiene Arequipa.

Además, el hecho cierto es que la ciudad tiene graves problemas de contaminación ambiental y que la congestión vehicular ha llegado a extremos tales que nadie puede aceptar que no sea cierto que tengamos un número de vehículos que sobrepasa la posibilidad de bien atender las exigencias y no perder tanto tiempo en espera de poder transitar por las deficiencias de un servicio público de pasajeros de calidad y con vehículos que respeten horarios y que sean suficientes.

El SIT sigue siendo un sueño no realizado y los deseos del alcalde Candia de apoyar buses eléctricos o tranvías como alternativa son parte del sueño deseado, pero que estamos lejos de alcanzar por intereses en juego y por ausencia de un organismo técnico que supere la deficiencias encontradas a lo largo de más de doce años de búsqueda de lo mejor.

Ante los hechos el Municipio haría bien en pedir el concurso de ingenieros y de arquitectos para discutir la problemática del presente y hacer enmiendas altamente especializadas que conviertan el SIT en una realidad posible y buena.

La única forma de arreglar los problemas que confronta la ciudad en materia de transporte colectivo es constituir un organismo con participación privada y técnica que convierta en realidad el deseo de tener un sistema de llevar y traer personas dentro del radio urbano sin necesidad de incrementar el número de taxis o de vehículos privados.

Compartir

Leer comentarios