Salud

El 70% de la población discapacitada son mujeres

9 de noviembre de 2019

Las mujeres con discapacidad que sufren algún tipo de violencia en Arequipa se encuentran en situación de vulnerabilidad. Del 100% de las personas con discapacidad, se conoce que el 70% son mujeres.

Existen quejas de este sector sobre la atención que reciben en diferentes entidades, como la Policía, la Fiscalía, el Poder Judicial, entre otras instituciones, donde no quieren tomar sus denuncias porque aducen no poder comprenderlos, por lo cual les piden llevar a un intérprete, cuando ellos están en la obligación de brindarles uno.

Diferentes instituciones no cuentan con el registro de personas con discapacidad que atienden. No contemplar este indicador hace que se invisibilice la data que existe de mujeres violentadas que acuden a estos servicios. Ellas están dentro del común y no se las puede identificar para conocer sus necesidades, y también para que los operadores de justicia sepan qué ajustes deben hacer en su institución.

El 10% de la población arequipeña tiene discapacidad, y del 100% de esta población el 13% está inscrita en el Consejo Nacional para la Integración de la Persona con Discapacidad (Conadis). Este organismo se encarga de hacer la inscripción de personas con discapacidad, registran qué tipo y nivel de discapacidad tienen, con el propósito de entregarles un carnet que les brinda ciertos beneficios. Se inscriban o no, este sector tiene los mismos derechos que el resto de la población, sin embargo es necesario para que el Estado realice un mapeo y ver las políticas públicas que son necesarias para las personas de este sector. Al no estar registradas, el Estado no invertirá en ellas.

Diferentes instituciones no cuentan con personal capacitado para este sector de la población. Por ejemplo, cuando una persona acude al Poder Judicial nadie puede darle respuesta porque no hay un intérprete. Existe una ley que dice que las instituciones tienen 72 horas para otorgarles un intérprete, pero aparte que es un abuso que deban esperar tanto, les piden que con sus propios medios consigan uno.

Cecilia Sánchez, representante de la Defensoría del Pueblo, manifestó que para reducir este problema, las demás instituciones deben tener un servicio de atención con un intérprete de una o dos horas a la semana. Asimismo informó que la Defensoría del Pueblo implementó el servicio para personas con discapacidad auditiva los días jueves de tres a cuatro de la tarde. Ellos pueden acudir ese día, ya que contarán con un intérprete debidamente calificado. También comentó que no están sensibilizando a la población como debe ser, más allá de dar estadísticas, en las charlas se debe crear conciencia.

Se ha comprobado que las personas discapacitadas sufren violencia por parte de su familia. La capacitación que se brindó ayer en la Corte Superior de Justicia es para que se conozca la situación de mujeres con discapacidad que sufren violencia, crear mecanismos de protección y se pueda orientar a los operadores de la ruta de atención. El próximo 15 de noviembre se dará otra jornada.

Compartir

Leer comentarios