Arequipa

En cuatro años no debe haber postes con cableados en centro de la ciudad

6 de enero de 2020
Esperan que las calles sean liberadas de cables dentro de cuatro años.

Los cables aéreos son un peligro para los peatones, ahora por ley las empresas tienen que retirarlos.

Las empresas de telefonía, data, televisión por cable y hasta de electricidad deberán comenzar a retirar los cables existentes en el Cercado e incluso de vías con alto tránsito vehicular y peatonal de la ciudad, trabajo que debe estar culminando por lo menos en cuatro años.

William Palomino Bellido, gerente de la Oficina del Centro Histórico, indicó que únicamente se va a dar cumplimiento a la Ley 30744 que ordena la eliminación del cableado aéreo de zonas urbanas y de alto tránsito peatonal.

Actualmente, las marañas de cables de telefonía y electricidad que cuelgan entre los postes, no solo afectan el ornato, sino también son un peligro inminente para vecinos y peatones.

Se ha estimado que más de la mitad de los cables que se observan de los postes, no solo en el Cercado, sino especialmente en los distritos, ya están en desuso, sobre todo los de telefonía.

Según Palomino, los plazos ya están vencidos, pero igual se va a coordinar con las diferentes empresas para hacer un trabajo coordinado y retirarlos de la vía pública.

Señaló que hay la posibilidad de usar métodos más modernos para poder soterrar los cables, como el uso de los ductos que están actualmente en subsuelo y que tienen capacidad para colocar más cables.

“Como la mayoría de empresas de telecomunicaciones y de data están utilizando los postes de la sociedad eléctrica, las otras empresas de alguna manera se verán obligadas a hacer el mismo trabajo cuanto antes, además porque así lo obliga la ley y en todo caso, la Municipalidad Provincial de Arequipa, al no acatar las disposiciones, podría multar a dichas empresas”, añadió Palomino.

Ya se tenía la ley, lo que no se había establecido el cuadro de sanciones, que también se aprobó el año pasado, por lo cual ahora procederán a notificar a todas las empresas implicadas para ponerse de acuerdo y establece un cronograma conjunto de trabajo, lo cual redundará en un amplio beneficio para la ciudad y el Centro Histórico.

El trabajo de soterrado de cables se inició en 1999 en la gestión municipal de Juan Manuel Guillén Benavides, cuando se comenzó los trabajos de las calles San Francisco y Santa Catalina, luego le siguieron Mercaderes, Bolívar, Sucre y ahora continúa con San Juan de Dios y Jerusalén.

Compartir
loading...

Leer comentarios