Arequipa

En febrero cortarán agua a municipios que deben 14 millones de soles a Sedapar

12 de enero de 2020

La deuda de los municipios se arrastra desde hace 15 años. La mora total asciende aproximadamente a 52 millones de soles


Por: Roxana Ortiz A.

Las deudas que tienen diversas entidades públicas a la empresa de agua potable Sedapar se suman por millones y solo los municipios distritales y provincial llegan a más de 14 millones de soles, cuyos titulares tendrán que acudir a refinanciar sus deudas y a asumir un compromiso de pago, de lo contrario a partir de febrero, se estará procediendo al corte del servicio.

Carlos Monje Vera, gerente de Servicios al Ciudadano de Sedapar, se ha planteado la reducción de la cartera de clientes morosos, cuya deuda asciende a unos 52 millones de soles, estando entre los primeros de la lista los municipios, quienes arrastran una deuda de más de 15 años; además el requerimiento de pago, se hará por una notificación de la propia Contraloría General de la República.

El principal deudor de esta empresa es la Municipalidad Distrital de Paucarpata, cuyo monto asciende a 5 millones 909 mil soles, a los que incluso hace algunos meses, inspectores de la empresa les detectaron una conexión clandestina para obtener agua para un local municipal.
En la lista negra también se encuentra la Municipalidad Provincial de Arequipa con una deuda de 3 millones 900 mil soles, la misma que también se arrastra por años. La diferencia en este caso es que esta deuda se viene cobrando de a pocos, debido a que han logrado mediante una disposición judicial que se retenga el ingreso diario del camal municipal.

Es el teniente alcalde, Ángel Linares, quien ha ido a negociar el pago de la misma, para ver la manera de buscar otras alternativas al cobro y no afectar los ingresos del camal, que también necesita de fondos para ser remodelado. “En este caso sí existe el interés por cancelar la deuda, lo que no ocurre con otras entidades”, dice el funcionario.

Pero quienes deberán acercarse a negociar obligatoriamente, antes de quedarse sin servicio, son los otros municipios, como el de Socabaya que adeuda un millón 646 mil soles, le sigue Mariano Melgar con 864 mil soles, Alto Selva Alegre debe 744 mil soles; Yanahuara arrastra una deuda de 634 mil soles.

También está en la lista de morosos el municipio de Bustamante y Rivero con 122 mil soles, Cayma con 66 mil soles, Hunter con 65 mil soles, Miraflores con 48 mil soles, Sachaca con 29 mil, Cerro Colorado con 43 mil soles, Tiabaya con 21 mil, Uchumayo con 3 mil soles y Sabandía con mil 500 soles.

Monje Vera indica que en el caso de las instituciones públicas no se puede proceder con el embargo de los bienes, porque de alguna manera están protegidas para este tipo de eventualidades. Lo que se hace es citar a los alcaldes para que firmen un compromiso de pago, que muchas veces no cumplen y es por eso que la Contraloría está exigiendo el corte del servicio, que se va a tener que proceder a realizar.

En el tema de las deudas de privados indicó que las grandes empresas no tienen problemas, mas si aquellas micro y pequeñas empresas, las que surgen en un determinado tiempo, pero que desaparecen a los meses. Con los titulares se está procediendo a la cobranza judicial.

Respecto a los usuarios comunes, los que tienen una vivienda de alguna manera están obligados al pago, puesto que al acumularse el segundo mes de deuda se les corta el servicio y tienen que pagar por una reposición. Estos suman por lo menos un 35% de usuarios que acostumbran acumular la deuda.

«Lo que pasa en la mayoría de casos es que como el agua es el servicio más barato, prefieren pagar otros servicios primero y se olvidan de la deuda hasta que les llega el recibo rojo y recién acuden a la empresa”, añade.

El pago por el servicio de reposición del servicio es uno de los puntos más reclamados, porque los usuarios aseguran que este nunca se les cortó. Lo que pasa, dice el gerente de Servicios al Ciudadano, es que cuando se hace el corte simple, se les cierra la llave y se coloca una alcayata, que una vez que pagan, el propio usuario la retira, lo que no saben es que se les tomó una fotografía al momento del cierre.

DENUNCIAS PENALES

Hurtar agua a través de conexiones clandestinas no es un hecho tan sencillo de realizar, muchos pobladores les hacen creer, porque ahora pueden terminar en la cárcel. Existen ocho procesos judiciales por hurto de agua, cuatro de los cuales han tenido condena de privación de la libertad de manera suspendida, pero se está trabajando una norma para que quienes reincidan en el hecho, paguen el delito en prisión, como cualquier otro delito.

Al respecto el funcionario dijo que la instalación de conexiones clandestinas se detuvo por un tiempo; pero a que se están dando nuevas expansiones urbanas en los conos, se están detectando nuevamente a infractores, incluso en la misma puerta de la empresa hay personas que ofrecen “conexiones”.

Con el clandestinaje la empresa tiene una pérdida del 5% de la producción, que llega a un promedio de 3 millones de soles al año. Otra mala práctica de algunas personas para evadir su responsabilidad en el pago del servicio es hacer desaparecer el medidor, y hacen como que se lo robaron. Lo realizan quienes por ejemplo, en sus viviendas colocaron un negocio que les implica un mayor uso de agua y los recibos comienzan a llegar con sumas abultadas.

Hacen la denuncia a Sedapar, que les repone el medidor solo en una única oportunidad; pero la empresa les hace el seguimiento, puesto que comienzan a detectar un mayor uso del agua. Cuando el consumo se incrementa por segundo mes consecutivo, los notifican para que vayan a dar explicaciones, de confirmarse el exceso, tienen que pagar la tarifa comercial.

Si bien en la actualidad hay personas que pueden manipular el medidor, les dan la vuelta y otras argucias para bajar el consumo, se está trabajando en una nueva tecnología, mediante la cual será imposible manipular el aparato, porque este además mandará una alerta, explica el funcionario. El medidor que se tiene en casa comienza a realizar la lectura a partir del octavo litro, los modernos medirán lo que realmente se consume, eso obligará a la población a tener más cuidado al malgastar, porque pagarán realmente lo que usan.

QUEJAS CONSTANTES

La queja más constante en las oficinas de Sedapar es el excesivo consumo de agua y la mayoría de estos tenían que ver con que sus medidores estuvieran en la parte interna de la vivienda, a la cual los verificadores no tenían acceso para la medición, así es que hacían un cálculo mensual y se les facturaba un consumo promedio. Pero una vez que tenían acceso, se verificaba el consumo real y se cobra todo lo que se había omitido, hecho que no les gustaba a los usuarios.

Es por ello que desde enero del 2019 y hasta fines de enero, se realizó una campaña para extraer los medidores gratuitamente. Se trataba de 22 mil 50 conexiones y ya se han logrado cambiar más del 80% de ellas.

ALERTAS DESDE EL TELÉFONO

Uno de los inconvenientes para pagar el recibo del agua, es que la mayoría se olvida de la fecha de vencimiento, lo que puede quedar en el pasado, debido a que tan solo con bajar la aplicación gratuita de la empresa en su teléfono celular, tres días antes del vencimiento de pago, le avisarán que esto está ocurriendo y el mismo día, de tal manera que a través de la misma aplicación, busque el lugar más cercano de pago.

Son más de mil establecimientos, agentes y bancos que existen en la ciudad y provincias para hacer efectivo el pago, pero si no le alcanza el tiempo puede hacerlo a través del propio teléfono, donde le llegará el recibo de pago.

Este sistema además le brindará la ventaja que cuando haya cortes programados y no programados del servicio, también recibirá la información a tiempo, de tal manera que podrá guardar el agua necesaria para los días que no la tendrán en casa.

Compartir
loading...

Leer comentarios