Arequipa

Gobierno tomará acciones para erradicar violencia en Islay

29 de abril de 2015
Gobierno tomará acciones para erradicar violencia en Islay
El ministro de Agricultura, Juan Manuel Benites, deploró hoy la negativa de los dirigentes de la provincia de Islay opositores al proyecto Tía María a participar en la mesa de diálogo convocada por el Ejecutivo y por la gobernadora regional de Arequipa, Yamila Osorio, para hallar una solución al conflicto social en esta zona a través del consenso y descartando la paz social.
Benites informó que los dirigentes abandonaron abruptamente la mesa de diálogo en desacuerdo con la presencia de los cinco congresistas de la región y alcaldes ajenos a la zona de influencia del proyecto.
Explicó que los opositores a Tía María solo querían dialogar con los cuatro ministros de Estado, lo cual no fue aceptado, pues la visión del Gobierno es que este es problema ya dejó de tener  carácter provincial, y por tanto se requiere la presencia de todas las autoridades de la región.
El ministro deploró la negativa de los manifestantes al diálogo y subrayó que el Ejecutivo seguirá trabajando por una salida dialogada al conflicto. No obstante, garantizó que el gobierno tomará acciones para erradicar la violencia en Islay.
“El gobierno seguirá haciendo los esfuerzos para que se pueda solucionar el conflicto de manera pacífica, pero también estamos atentos y no nos temblará la mano para tomar acciones en cuento a lo que está sucediendo, expresiones de violencia, amedrentamiento, casi secuestro”, afirmó en conferencia de prensa.
El titular de Agricultura informó que habían propuesto a los opositores a Tía María un conjunto de medidas, como la participación de un tercero para evaluar el proyecto, la constitución de un fondo de garantía, en caso se presenten problemas ambientales, así como el establecimiento de un clima de paz.
Refirió que en un principio los manifestantes pidieron 24 horas para consultar con sus bases, pero a las pocas horas respondieron a través de los medios que el proyecto no iba, y por el contrario, anunciaron la radicalización de sus protestas.
“Hemos recibido una respuesta categórica, ellos han sostenido que no iban a sentarse en una mesa en la que solo deben estar los ministros, en ese sentido, dado es que no hemos concordado en ese punto, ellos han decidido retirarse incluso hasta de manera, yo diría, bastante irrespetuosa”, manifestó.
Por su parte, el ministro del Ambiente, Manuel Pulgar Vidal, cuestionó que el alcalde de Islay vaya a Lima a reunirse con congresistas ajenos a su región, y en cambio, niegue la participación de sus propios parlamentarios.
Un sector de dirigentes de organizaciones sociales de Islay rechaza la ejecución del proyecto minero Tía María, a cargo de la empresa Southern, con el argumento de que contaminará el ecosistema y perjudicará la agricultura y la ganadería.
Dicho sector inició hace más de treinta días una huelga en contra del proyecto en el marco de la cual se han registrado hechos de violencia.
El gobierno ha descartado que dicho proyecto minero, que proyecta realizar una inversión de más de US$ 1 400 millones, afecte el ecosistema de Islay y sostiene que las observaciones al primer Estudio de Impacto Ambiental ya han sido levantadas.
(Andina)
Compartir

Leer comentarios