Arequipa

Gustavo Rondón renunció al Comando COVID-19

29 de septiembre de 2020

El jefe del Comando COVID-19 en Arequipa, Gustavo Rondón Fudinaga, renunció al cargo, luego que se insinuara que estaría utilizando el cargo para promocionarse políticamente, aunque señaló que no ha entablado conversaciones con ninguna agrupación política.

El médico, quien asumió el cargo de confianza el pasado 24 de julio cuando “las papas quemaban” según dijo, asegura que se han cumplido con los objetivos planteados, de reducir significativamente los contagios de coronavirus y el número de muertos por la enfermedad.

“No debemos caer en triunfalismos, pero las cifras son bastante buenas y debemos agradecer a las instituciones, al personal de salud y a todos los que han participado en esta dura batalla contra un enemigo invisible, pero ya es hora que se tenga que pensar en pasar a una fase cuatro, donde las autoridades deberán ejercer su función en cada una de sus jurisdicciones”, añadió.

Rondón dijo que ahora serán los alcaldes, el Ministerio Público, la Policía, las Fuerzas Armadas, el Minsa, EsSalud, la iglesia, las universidades; quienes tengan que cumplir sus roles encomendados, de ejercer un verdadero control en el comercio ambulatorio, en el transporte, los mercados, comercios, en la reapertura de locales, para evitar tener un rebrote de la enfermedad. Agradeció a quienes apoyaron en la lucha contra la pandemia.

Señaló que en este tiempo hubo discrepancias con algunas autoridades respecto a algunas disposiciones, como el caso del transporte y la medida adoptada por la Municipalidad Provincial de Arequipa, de utilizar el 100 % de asientos, con la que no estaba de acuerdo, pero que se tuvo que acatar para fomentar la armonía y luchar con un solo frente.

“Tampoco estuve de acuerdo con que se liberara el día domingo de la cuarentena porque consideraba era un error a lo que se sumó el tema del transporte, pero no se tiene que echar más leña al fuego, sino doblegar el trabajo para evitar mayores contagios y eso es lo que hicimos, no teníamos otra alternativa que estar unidos y luchar hasta quemar el último cartucho”, agregó.

Compartir

Leer comentarios