Arequipa

Los tres ejes de la estrategia Barrio Seguro

6 de octubre de 2019

Mediante un trabajo articulado entre la Policía y la sociedad, cinco barrios en Arequipa, considerados en el ranking de lugares de mayor incidencia delictiva a nivel nacional, son abordados desde diversos frentes para recuperar la seguridad y tranquilidad de sus habitantes.

Por: Mariela Zuni M.

La delincuencia y la falta de seguridad en las calles se han convertido en el principal problema para los peruanos. Ante el inconveniente desde el Ministerio del Interior se implementó paulatinamente la Estrategia Multisectorial Barrio Seguro en distintos puntos calientes de mayor incidencia delictiva a nivel nacional.

Así, este año se dio a conocer la relación de los 120 distritos del país más vulnerables al crimen y la violencia, elaborada por el Ministerio del Interior, y que permite a la Policía Nacional trabajar de manera focalizada en estos espacios.

En la mitad del ranking se ubican sectores como la jurisdicción de la Comisaría de Santa Marta en Cercado de Arequipa, Chabuca Granda en Alto Selva Alegre, Cayma Histórica, Señor de los Milagros en Miraflores y Alto Libertad en Cerro Colorado.

En esta focalización se tomó en cuenta tres indicadores claves: tasa de homicidios, tasa de victimización y la tasa de internos por lugar de residencial. Elementos que sumaron para implementar la estrategia en esos ámbitos específicos con el objetivo es reducir el índice delictivo y aumentar la confianza de la población en la Policía.

Para lograr los objetivos de Barrio Seguro se estableció trabajar desde tres ejes: la prevención policial, prevención social y prevención comunitaria.

MÁS PRESENCIA POLICIAL

El supervisor de la zona sur de la Estrategia Multisectorial Barrio Seguro, coronel (r) Milton Rondón Andrade, señaló en relación al eje de prevención policial, que lo más importante ha sido el incremento del personal para tareas de patrullaje en las calles. Se destinó 20 efectivos policiales a cada barrio seguro para identificar los puntos críticos, lograr una relación más cercana entre la policía y la colectividad y, a partir de ahí, recuperar la confianza ciudadana.

Así también, los policías recién egresados han sido capacitados para articular sus funciones con el acercamiento con su comunidad, identificando a jóvenes en riesgo, focos de incidencia delictiva, espacios peligrosos, entre otros.

En el plano social, Rondón Andrade destacó la intervención de la estrategia en las instituciones educativas, donde en cooperación con entidades como la Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas (Devida), el Instituto Nacional Penitenciario (Inpe), se busca advertir a los jóvenes de las consecuencias del consumo de sustancias prohibidas (desde el alcohol) e incursionar en el mundo delictivo.

“Se busca evitar los casos de deserción escolar, incentivándolos con becas para seguir una carrera técnica en la Unsa, habiéndose entregado a la fecha 10 becas y en las próximas semanas se espera lograr más beneficios para jóvenes de escasos recursos de edades entre los 18 y 26 años”, dijo.

A nivel comunitario, de acuerdo al coordinador de Barrio Seguro, en el distrito de Alto Selva Alegre, mayor PNP (r) Fredy Calle Barberena, la Policía organiza a los vecinos para la conformación de comités de seguridad ciudadana. Así también, en coordinación con la municipalidad, realizan tareas para la recuperación de espacios públicos y el cierre de cantinas.

ALCOHOL Y DROGAS

Fredy Calle explicó que a nivel comunitario se ha identificado que uno de los principales detonantes de la inseguridad ciudadana y la violencia es el consumo de alcohol y drogas. Siendo la población con mayor riesgo en caer en este vicio los jóvenes por la falta del control de sus padres.

Con la presencia policial en las calles, sumado al patrullaje integrado, se ubican estos locales de expendido de alcohol que no cuentan con licencia municipal procediéndose a su clausura. El vecino cumple también un rol importante saliendo a patrullar las calles de noche, donde se disuade a los propietarios de bodegas no expender esas bebidas, y también a los jóvenes a no libar en parques o losas deportivas.

MÁS ZONAS FOCALIZADAS

A nivel de la región sur el Ministerio del Interior focalizó 17 barrios seguros, que comprende a las ciudades de Puno (03), Cusco (05), Tacna (04) y Arequipa (05).

Para el 2020 se elabora un nuevo programa de focalización, para lo cual se actualizó los datos donde existe mayor incidencia delictiva los que se deben considerar al 2020.

En el caso de Arequipa hay pendientes dos barrios seguros, que podrían ser en los distritos de Cayma y Paucarpata, lo cual se definirá tras los resultados de una evaluación técnica y estadística.

MULTISECTORIAL

El Ministerio del Interior, instituciones públicas, órganos de justicia y otros sectores fortalecerán su articulación para implementar políticas públicas de seguridad ciudadana, y reforzar la Estrategia Multisectorial Barrio Seguro.

También, como parte de Barrio Seguro, el Ministerio de Trabajo masificará el programa Jóvenes Productivos, el Ministerio de Vivienda hará lo propio con el Programa de Mejoramiento Integral de Barrios, mientras que el Ministerio de la Mujer seguirá habilitando Centros Emergencia Mujer y fomentará el programa “Hombres por la Igualdad”.

En Educación, trabajan con los programas Expresarte, Orquestando, clínicas deportivas, Pronabec, jornada escolar completa, entre otros.

Compartir

Leer comentarios