Coronavirus

Médico propone esquema de tratamiento para evitar complicaciones de la COVID-19

28 de julio de 2020
Pide evitar que la enfermedad se complique.

El rápido contagio de la enfermedad llevó al colapso al sistema sanitario local, por eso se observan largas colas de pacientes esperando ayuda médica en los hospitales. Galeno pide evitar las complicaciones. Las especificaciones pueden encontrarse en la cuenta del Facebook “Sebastian O. Pérez”.

Ante la desesperación de los pacientes afectados por la COVID-19, que no tienen acceso oportuno a los servicios de salud, el médico colegiado, Walther Oporto Pérez, recomienda un esquema estandarizado de tratamiento de afecciones respiratorias para evitar que pacientes contagiados de la COVID-19 desarrollen cuadros de neumonía antes de acceder a la atención médica necesaria.

“Muchos pacientes no tienen acceso a los servicios de salud, por lo que la gente no sabe a quién recurrir llegando a estados muy delicados. A sugerencia de ellos surge la idea de dar una pauta para que los pacientes que tengan síntomas de la enfermedad apliquen un tratamiento que evite una complicación como la neumonía”, manifestó.

El médico ha estandarizado una receta que se aplica en el tratamiento de afecciones respiratorias como faringoamigdalitis y hasta la neumonía, que, según su experiencia profesional en estos últimos meses ha dado resultados clínicos positivos para el tratamiento de pacientes con la COVID-19.

En la disyuntiva de no fomentar la automedicación, el galeno asume el riesgo a las críticas para atender la necesidad insatisfecha de pacientes que no pueden acceder a la consulta médica con prontitud, esperando a la intemperie de los hospitales con su balón de oxígeno. Explica que el tratamiento estándar puede evitar que los pulmones de estos pacientes colapsen mientras esperan recibir la atención facultativa.

Oporto Pérez, comenta que el tratamiento consta de dos inyectables (Dexametasona y Ceftriaxona) accesibles y de bajo costo, sin mayores contraindicaciones. Se deben aplicar de forma separada y durante un periodo de tres días. Las especificaciones pueden encontrarse en la cuenta del Facebook “Sebastian O. Pérez”, teléfono 950800030.

En caso de la sospecha de la COVID-19, si es una persona adulta, no es alérgico a la penicilina, y tiene dificultades para respirar, fiebre, tos, dolor de garganta y dolor de cabeza, puede seguir el tratamiento propuesto por el médico.

“La dificultad para respirar, es un signo que el paciente puede identificar y además si ha tenido fiebre, tos y dolor de garganta, es un cuadro clínico de una enfermedad por coronavirus, por lo que antes del proceso de neumonía puede iniciar el tratamiento antibiótico”.

 

Compartir

Noticias Relacionadas

Leer comentarios