Arequipa

Microempresas solicitaron más suspensión perfecta

26 de septiembre de 2020
Suspensión perfecta mantiene puesto de trabajo, pero el empleado no recibe su salario.

Solo 145 accedieron al pedido de suspensión perfecta que significa mantener el puesto de trabajo hasta que mejore la situación económica.

José Luis Carpio, gerente regional de Trabajo, informó que el 80 % de solicitudes presentadas para aplicar la suspensión perfecta a los trabajadores en Arequipa provino de las microempresas. La mayoría de ellos del sector servicios como los hoteles, restaurantes, ventas, entre otros.

El funcionario regional indicó que a la fecha solo 145 de estas empresas accedieron a suspender a sus empleados. Es decir, no se cortó el vínculo laboral, pero los meses que dure la suspensión perfecta el trabajador no recibe su salario habitual. Dicha cantidad representa el 8 % del total de empresas que solicitaron acceder a esta ley que promulgó el Ejecutivo para las compañías que se vieron afectadas por la pandemia.

Carpio Quintana añadió que son cerca de 1134 empresas que no accedieron a esta suspensión y se les desaprobó su pedido. “Estas empresas no pudieron acreditar en las inspecciones aquello que precisaron en sus declaraciones juradas. Como, por ejemplo, que estén con un grave estado de afectación económica o que no sus empleados no pudieran realizar el trabajo remoto. Los inspectores nos comunican ello y se les desaprueba el pedido”, dijo.

Otras 690 solicitudes fueron declaradas improcedentes de plano y por lo tanto no lograron pasar ni siquiera el proceso de inspección de parte de la Gerencia de Trabajo. “Las declaramos improcedentes por dos requisitos fundamentales: No presentaron la solicitud dentro del plazo establecido que es de un día hábil después de iniciar la suspensión perfecta, y el otro es que tenían hasta una fecha para solicitarla y la hicieron después” añadió.

José Carpio Quintana finalizó señalando que en el mes de noviembre iniciarán inspecciones a las empresas en general para ver que cumplan con los derechos laborales.

Compartir

Leer comentarios