Política

Se cumplen 27 años de la captura a Abimael Guzmán

12 de septiembre de 2019
Foto: Andina.pe
La noche del sábado 12 de septiembre de 1992, se capturó al líder de Sendero Luminoso, Abimael Guzmán Reynoso en una casa de Surquillo.

Meses antes de su captura, Sendero Luminoso había perpetrado uno de los atentados más terribles del Perú, el coche bomba dejado en la calle Tarata donde 25 personas murieron.

Fueron 29 meses de seguimiento a cargo del Grupo de Inteligencia del Perú (GEIN) de la Policía Nacional del Perú, quienes se valieron de distintas estrategias para que funcionara la “Operación Victoria”.

La operación tenía la orden que se fuera a respetar la vida del prisionero Abimael Guzmán, cabeza de Sendero Luminoso, grupo terrorista que causó la muerte de 31 mil personas según la Comisión de la Verdad y Reconciliación, durante más de una década.

El Ministro del Interior, Carlos Morán, recordando esta fecha, señaló a Andina que: “La captura de Guzmán representó una inflexión en la lucha contra el terrorismo porque por primera vez en el mundo era capturado el cabecilla de una organización terrorista vigente, junto a su cúpula dirigencial. Prácticamente, fue una estocada al corazón de la organización terrorista”.

En el momento de la captura el general Vidal invitó a tomar asiento al terrorista, quien luego le respondió: «Es cierto que me han detenido y que detendrán a muchos más. Pero lo que está aquí (señaló su cabeza) y el pensamiento del pueblo, nadie lo va a eliminar». A las 09:30 p.m., Vidal hizo llamar a Palacio de Gobierno para dar la buena noticia, convirtiéndose así en la captura del siglo y en el inicio del fin de la época de terror de Sendero Luminoso.

Compartir

Leer comentarios