Arequipa

Segunda iglesia más antigua ya está protegida por la Unesco

16 de mayo de 2019

La segunda iglesia que se levantó en Arequipa, después de la iglesia Mayor, que ya no existe, ahora cuenta con la protección de la Unesco a través del Escudo Azul. Se trata de la iglesia de San Francisco que se comenzó a construir en 1540 en algunas áreas y otras se culminaron en el siglo XVI.

La iglesia Mayor estaba ubicada en donde ahora está situada la Catedral de Arequipa y que quedó destruida por los sismos, mientras que San Francisco a lo largo de los años se mantiene casi intacta y con el mínimo daño después de los terremotos, ya que no se necesitó de ninguna reconstrucción.

William Palomino Bellido, gerente de la Oficina del Centro Histórico, informó que con la denominación la población y los turistas tendrán un mayor acercamiento a la historia de esta iglesia, porque podrán obtener información inmediata a través del Código QR que también está colocado en el lugar, además de contar con la protección obligatoria del mundo y de las autoridades locales ante posibles desastres.

Las autoridades de cultura estuvieron muy temprano recorriendo las instalaciones de la Sociedad Eléctrica y el tambo La Cabezona, a manera de recordar que Arequipa también tiene un patrimonio industrial y que muy pocos ciudadanos conocen.

Explica que con la fundación de la ciudad también se crean zonas productivas y a lo largo de la ribera del Chili se instalaron molinos de harina y de almidón, que luego generaban guiñapo para elaborar la chicha que se consumía masivamente y de cuyo testimonio aún se tiene en el tambo La Cabezona, pozas y canales que eran utilizados para tal fin.

En 1898 se crea la primera bombilla para el alumbrado y solo 18 años después en Arequipa se inicia la electrificación. “Es decir que la ciudad era reconocida y tenía mucha importancia, pues fue una de las primeras en electrificarse, luego en 1911 surge el tranvía como sistema de movilidad novedoso y en 1922 Rodolfo Miranda construyó el edificio para albergar a los 4 generadores de energía, del cual queda uno en la casona de la Seal”, dijo.

DATO

Era tan importante la ciudad que también se tenía un parque industrial que estaba ubicado en la alameda Chávez Velando, entre los puentes Bolognesi y Grau, donde había fábricas de producción de cuero y talabarterías y de ello quedan rezagos de la fábrica Pedro P. Díaz. Luego surgió el Barrio Obrero en 1926, el Castillo del Diablo entre los años 40 y 50, entre otros.

Compartir

Leer comentarios