Coronavirus

Unas 3 mil personas reportaron violencia durante la pandemia

1 de julio de 2020
Violencia contra la mujer no se detiene.

Durante la cuarentena, los casos de violencia en los hogares del país no se han detenido y solo en Arequipa, se han reportado algo más de 3 mil llamadas telefónicas pidiendo apoyo a la línea 100 del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables, pidiendo ayuda.

Cristina Valega Chipoco, representante del Observatorio Nacional de la Violencia contra las mujeres informó que, durante los meses de aislamiento, las llamadas pidiendo apoyo o denunciando actos violentos se han incrementado hasta en un 90% a nivel nacional, llegando a 35 mil en todo el país.

El 80 % de ellas han sido reportadas por mujeres, el resto por hombres que han sido testigos de los hechos y un porcentaje menor de los que también tuvieron problemas en el hogar. De estas mujeres, por lo menos un 25 % de ellas han sido llamados de auxilio de niñas, niños y adolescentes que fueron violentados. Lamentablemente se reportaron 76 violaciones sexuales.

En el caso de la violencia psicológica, que implica los insultos, maltrato, humillaciones, amenazas y otros, que terminan dañando la autoestima de las víctimas o que son un camino para terminar en agresión física o en feminicidio, llegaron al 42 % de los reportes.

La funcionaria indicó que todos los casos han sido derivados de inmediato para su atención en las comisarías más cercanas o al Centro de Emergencia Mujer (CEM), cuyos equipos se constituyeron para ver cada caso y donde fue necesario, se tuvo que trasladar a las víctimas a los hogares temporales.

Indicó que no solo quien está siendo víctima de maltrato físico o psicológico debe denunciar el caso, sino también aquellos testigos de un hecho violento, sin necesidad de dar su nombre para evitar posibles consecuencias. Además, la comunicación es completamente gratuita desde cualquier teléfono.

También informó que, a través de sus redes sociales, como el Facebook o el WhatsApp, pueden hacer sus consultas sobre dudas que tengan, lo mismo que los varones, que puedan estar sufriendo determinado nivel de estrés por la cuarentena o la falta de trabajo, antes de llegar a la violencia, de tal manera que pueda ser apoyado por los profesionales como psicólogos o asistentes sociales.

Compartir

Leer comentarios