Arequipa

Universidades llaman a deponer intereses personales y dar paso a proyecto Majes II

21 de septiembre de 2020

Majes parece el proyecto que nunca verá la luz. Lleva más de veinte años en un sueño que parece no hacerse realidad.

El extraño manejo que están teniendo las autoridades regionales respecto al proyecto Majes Siguas II, ha generado que las universidades arequipeñas, hicieran un llamado a los distintos actores involucrados, para que en el más breve tiempo se destrabe el proyecto y se reinicien los trabajos.

Las universidades San Agustín, Católica de Santa María y Católica San Pablo, agrupadas en la Agenda para el Desarrollo de Arequipa, han mostrado preocupación por los últimos acontecimientos relacionados al proyecto. Luego de quedar paralizado por la pandemia del coronavirus, el gobernador, Elmer Cáceres Llica, decidió que el Ministerio de Agricultura se encargue de la ejecución del mismo.

Sin embargo, en sesión de consejo regional, los regidores de mayoría, afines a su gestión, extrañamente decidieron que no se firmará el convenio. Mientras tanto la autoridad regional inició una campaña para conseguir los 104 millones de dólares para financiar la adenda 13, a la cual en campaña política se opuso tajantemente. La semana pasada estuvo en Lima para promover un proyecto de ley que permita al gobierno dar el aval a la concesionaria Cobra para ejecutar cambios tecnológicos, ampliamente cuestionados.

“El proyecto lleva más de 10 años y es mínimo lo que se ha avanzado, y hace dos años y medio quedó paralizado y nadie hace nada por ponerlo en marcha, no hay decisión política,  ni técnica y es evidente el desinterés, desconocimiento y hasta la desidia por tan importante  proyecto, que podría ser el despegue del desarrollo de la Región y todo el sur del país”, señaló Jafeth Quintanilla Montoya, miembro del Comité Consultivo de la Agenda y representante de la Universidad Católica San Pablo.

Agregó que se debe destrabar en la brevedad posible y la población arequipeña así lo debe exigir, puesto que se corre el riesgo que se  paralice indefinidamente, no sólo porque están por vencerse algunos estudios como el de impacto ambiental, sino que la misma  concesionaria puede acudir a un arbitraje internacional por incumplimiento de contrato y así no gane, se perderán varios años más.

Las universidades reconocen que el proyecto será una gran alternativa para la crisis económica que se agudizará en los siguientes meses, debido a que se generará desde su ejecución, miles de puestos de trabajo, unos 300 mil; igualmente a la incorporación de 38 mil 500 hectáreas de cultivo con riego tecnificado, además de la construcción de las dos centrales hidroeléctricas con la inversión de más de 800 millones de soles y la generación de 400 MW de energía, entre otros beneficios.

“Es urgente que se firme el proyecto con el Gobierno Central para que de inmediato se ejecute, pero que todo se haga mediante la vía legal, aunque la otra alternativa es que siga en manos del Gobierno Regional, pero ya hemos visto la inoperancia en los últimos años”, añadió el especialista.

Compartir

Leer comentarios