Protestas

Violencia se impuso en primer día de paro regional

6 de agosto de 2019

La anunciada paralización pacífica anunciada por gremios de Arequipa contra el proyecto minero Tía María quedó en anuncio, en una simple promesa, porque en la práctica vidrios y puertas rotas, gente escondida en sus negocios, población caminando por las calles y vías bloqueadas demuestran lo contrario. La conducta de un sector de manifestantes podría jugar en contra de los opositores a esta iniciativa privada. Un agosto de fiesta se convirtió en un agosto de violencia.

Desde tempranas horas piquetes de huelguistas se ubicaron en puntos estratégicos de Cerro Colorado, Miraflores, Yarabamba, avenida Independencia, para evitar la circulación de vehículos. En unos casos obligaron a los pasajeros a descender de los buses y en otros lanzaron piedras contra los conductores.

En la zona norte los manifestantes se ubicaron en el puente Añashuayco, principal punto de acceso a la ciudad. En esta zona se colocó un centenar de piedras, sillares, y otros objetos para impedir el normal tránsito de los vehículos en la avenida Aviación.

Al otro extremo de la ciudad, se vivió una situación similar. Otros grupos conformados por comerciantes de los mercados, así como trabajadores de Construcción Civil, se ubicaron en zonas como El Badén (Paucarpata), y en la avenida Mariscal Castilla (Miraflores). En esta última arteria se registró un hecho singular, pues el ex alcalde provincial, Alfredo Zegarra, fue obligado a sostener un cartel con el lema: “Maldito el policía que apunta su arma en contra de su pueblo ¡Agro sí, mina no!, para poder proseguir con su camino.

A través de vídeos grabados por transeúntes se pudo observar que en algunas avenidas como La Marina, Jesús, entre otras, algunos vehículos particulares fueron golpeados por las personas que participaban de la paralización, quienes les pedían dejar de circular y acatar el paro.

Tal como lo anunciaron los comerciantes de las plataformas comerciales de Andrés Avelino Cáceres (Bustamante y Rivero), la Feria del Altiplano (Miraflores), Río Seco (Cerro Colorado); no atendieron al público y se plegaron a las movilizaciones recorriendo las calles de la ciudad.

Conforme avanzaba el día, más personas se sumaban a la protesta de oposición a la licencia de construcción otorgada al proyecto minero en la provincia de Islay; o se escondían en sus negocios por temor a las represalias de los manifestantes.

Distintos grupos se dirigían hacia la plaza mayor de Arequipa. A su paso realizaron incidentes de violencia. Por ejemplo, una de las ventanas de vidrio de la tienda Estilos de la calle Mercaderes terminó totalmente rota, producto del lanzamiento de piedras de parte de los protestantes.

Luego de ello, y por precaución, la mayoría de los establecimientos comerciales cerraron sus puertas, para evitar que sus locales terminen dañados.

Otros locales como barberías y una pizzería, ubicadas en la avenida Jorge Chávez y Ejército también fueron apedreados. Mientras que en distritos como Paucarpata, Miraflores, los contenedores de basura fueron quemados.

Ante estos hechos, José Luis Chapa, dirigente de la coordinadora que convocó la movilización, señaló que convocaron a una movilización pacífica y pidió que se investiguen los casos en los que se registraron actos violentos.

“Que se tomen las acciones correspondientes y que se investigue. Nosotros hemos dicho que la marcha tiene que ser pacíficamente, lamentablemente somos un millón de habitantes y también ha habido infiltrados”, señaló.

PIDEN CESE DE VIOLENCIA
Ante los actos de violencia registrados en el primer día de esta paralización indefinida, la Defensoría del Pueblo se pronunció e hizo un llamado a la calma y pidió el cese de estas acciones que agravan la situación de la región.

“La interrupción del tránsito de vehículos viene poniendo en riesgo la seguridad y la salud de grupos de personas particularmente vulnerables como los menores de edad, adultos mayores, personas enfermas, mujeres gestantes. La protesta social no puede llegar al extremo de afectar los derechos de los demás”, señalaron en un comunicado oficial. También pidieron a las autoridades regionales y locales interceder para acabar con estos actos.

DATO
Ayer por la noche, los gremios, asociaciones y demás grupos que integran la Coordinadora en Defensa del Valle de Tambo, se reunieron para realizar un balance del primer día de su medida y coordinar las acciones que realizarán en los próximos días.

Compartir

Leer comentarios